Cut Up Studio | John Hughes y los adolescentes de los 80
Cut Up Studio Barcelona. Estudio creativo de animación y motion graphics; especializado en vídeos corporativos, vídeos promocionales y videoclips animados.
John Hughes, adolescentes, 80s, Dieciséis velas, El club de los cinco, Emilio Estévez, Paul Gleason, Anthony Michael Hall, Judd Nelson, Molly Ringwald, Ally Sheedy, La mujer explosiva, Todo en un día, Mejor solo que mal acompañado, La loca aventura del matrimonio, Solos con nuestro tío, Solo en casa, La pequeña pícara, Cut up studio creativo animación motion graphics, estudio creativo, cut up estudio creativo, Massimo Vignelli, New York Subway System, cut up postproducción, postproducción barcelona, posproducción barcelona, productora audiovisual barcelona, vídeos promocionales, vídeo corporativo, BSO, movie BSO, madonna, Buscando Susan desesperadamente, cut up vídeo promocional, motion graphics, animación, videoclip, lyric video, Cut up estudio ideas frescas, Cut up ideas únicas, Cut up ideas innovadoras
23726
post-template-default,single,single-post,postid-23726,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.6.1,menu-animation-underline,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11,vc_responsive

John Hughes

John Hughes, aquel director que supo entender y reflejar a la perfección las inquietudes y necesidades de los adolescentes de los 80.

Muy pocos directores, guionistas y productores han influido tanto en la historia del cine como John Hughes (1950-2009), que prácticamente creó el “Cine adolescente moderno”, gracias a sus películas de los 80 y en particular a su gran trilogía: “Dieciséis velas” (1984), “El club de los cinco” (1985) y su obra maestra “Todo en un día” (1986). “La chica de rosa” (1986),  fue escrita y producida por Hughes para el director Howard Deutch.

Por primera vez se describía en el cine a los adolescentes como seres humanos sensibles. Por fin, un director daba consistencia a unos personajes complejos que se atrevían a expresar dudas y desavenencias. Para Hughes, el tema del sexo fue siempre tratado de forma secundaria, centrando siempre sus películas en personajes desconocidos y en los más marginados. Ocho filmes dirigidos en siete años: ‘Dieciséis velas’ (1984), ’El club de los cinco’ (1985), ‘La mujer explosiva’ (1985), ‘Todo en un día’ (1986), ‘Mejor solo que mal acompañado’ (1987), ‘La loca aventura del matrimonio’ (1988), ‘Solos con nuestro tío’ (1989), ‘La pequeña pícara’ (1991).

Además Hughes con sus películas, nos descubrió a toda una generación de actores juveniles, iconos absolutos de los años 80 como Molly Ringwald y Anthony Michael Halldos de sus intérpretes fetiche. Entre otros Emilio Estévez, Andrew McCarthy, Judd Nelson, Ally Sheedy, Charlie Sheen, James Spader, Robert Downey Jr., Kevin Bacon, Matthew Broderick, Jon Cryer, John Cusack, Mary Stuart Masterson o Lea Thompson.

La música, también fue un factor fundamental en sus películas. Muchas veces sus libretos cinematográficos incluían ya de antemano las canciones que debían sonar en cada escena y escribió más de un guión inspirado por algún tema musical en particular; además, él mismo reconocía que una de las cosas que más le gustaban del cine era poder dar a conocer aquellos grupos musicales que a él le gustaban, en este sentido, uno de sus mayores orgullos fue haber hecho famosos a Simple Minds, el grupo responsable de “Don’t You (Forget About Me)”, la famosa canción de El club de los cinco (1985)”.

En 1990, uno de sus guiones, realizado para el director Chris Columbus le catapultó a otra dimensión:“Solo en casa”, con Macaulay Culkin. Generó en aquel entonces más de 500 millones de dólares en todo el mundo y supuso el principio del fin para Hughes. En 1991 realizó su octava y última película como director, que fue la peor “La pequeña pícara” (1991). Cansado se retiró poco a poco de la vida pública y se alejó de la industria hollywoodiense, aunque continuó escribiendo guiones de títulos como “101 dálmatas”, “Beethoven”, “Flubber y el profesor chiflado”… pero que seguían teniendo éxito.

Murió en 2009 víctima de una crisis cardiaca a los 59 años. Con el paso del tiempo, John Hughes ha pasado de la categoría de cineasta con talento a la de autor de referencia del cine estadounidense. Hoy en día, muchas de las personalidades más importantes de Hollywood reconocen la enorme influencia que las películas de Hughes han tenido en sus obras y es por ello, que en la ceremonia de Los Oscars de 2010 le rindieron un gran homenaje.

Síguenos en facebooktwittervimeobehance, linkedininstagram y domestika.